El estudio y desarrollo de los resultados, la calidad y la seguridad de los pacientes, retos fundamentales que los directivos deben abordar en la gestión de la cronicidad

Las novedades de la Ley de Contratos del Sector Público y su aplicación al sector sanitario obliga a los directivos a formarse para afrontar los retos que conlleva
5 abril, 2018
El directivo debe trabajar en asegurar el sistema sanitario y sus centros en tiempos difíciles, así como su proyección a futuro, en línea con los valores que lo sustentan
11 mayo, 2018

Madrid, 23 de abril de 2018.- Aproximadamente el 80% del gasto sanitario español se dedica al tratamiento de las enfermedades crónicas, que padecen la mitad de la población en nuestro país, es decir, más de 20 millones de personas. Es más, al cumplir los 65 años, esta cifra aumenta hasta convertirse en una media de cuatro. Ante esta situación, los directivos de la salud deben abordar una serie de retos fundamentales, entre ellos, el estudio y desarrollo de los resultados y la calidad y seguridad de los pacientes en la gestión de la cronicidad. En palabras de Carlos Mur, miembro de la Junta Directiva de la Sociedad Española de Directivos de la Salud (SEDISA) y Director Gerente del Hospital Universitario de Fuenlabrada, “la sostenibilidad del sistema sanitario está en permanente cuestión por la variable del aumento del gasto, aunque no se hagan análisis realistas de costes y de oportunidades en materia de inversión en salud. Con ese 80% aumentando, todos los servicios de salud estamos obligados a cambios estructurales de la atención, potenciando nuevas unidades de asistencia a la cronicidad y reorganizando la complejidad para poder realizar políticas de desinversión que nos permitan atender adecuadamente las patologías crónicas de alta prevalencia”.

Con estas premisas, la Dirección y Coordinación del Máster Universitario en Gestión y Planificación Sanitaria para Directivos de la Salud (MUGYPS), organizado por la Fundación SEDISA y la Universidad Europea, junto con la empresa Mölnlycke, celebraron el primer Foro #MUGYPS, bajo el título Gestión de la Cronicidad: resultados, calidad y seguridad del paciente. Como una jornada práctica de formación paralela al Máster y aforo abierto a todos los interesados en la temática, el objetivo de estos encuentros es poner en contacto el mundo académico y formativo con el análisis de la realidad, algo clave para avanzar en la atención de las necesidades reales en el ámbito de la salud.

En este sentido, el gasto sanitario por comunidades autónomas en España supone aproximadamente el 40%, dentro del cual, el 80% se emplea para el tratamiento de cuatro patologías crónicas principales: Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), diabetes, hipertensión e insuficiencia cardiaca, todas ellas con medidas preventivas eficaces. “Es preciso promover hábitos saludables (nutrición, erradicar el sedentarismo) y prevenir la aparición de la enfermedad antes de sus primeros estadios. En este sentido, el papel del mundo educativo -en especial, en la educación temprana- es clave. Con el envejecimiento progresivo de la población y la alta incidencia de estas enfermedades, un modelo de sistema sanitario sostenible no podrá basarse exclusivamente en el diagnóstico y el tratamiento de enfermedades”, explica Carlos Mur.

Estas elevadas cifras en el gasto sanitario plantean problemáticas de distribución de los recursos y se agudiza y pone de manifiesto la preocupación en referencia a la sostenibilidad del sistema sanitario. Según Jesús Sanz, coordinador académico del Máster Universitario en Gestión y Planificación Sanitaria para Directivos de la Salud y moderador del Foro #MUGYPS, “el envejecimiento de la población y, en consecuencia, el aumento de las enfermedades crónicas y de la dependencia exige una respuesta específica por parte del sistema sanitario, que obliga al directivo de salud a apostar por el cambio en nuestras organizaciones”. Esa respuesta y el papel del directivo pasa por la importante coordinación y actuación conjunta de todos los actores implicados: organismos gubernamentales, directivos sanitarios, personal sanitario, pacientes, etcétera en el proceso, con el fin de que temas tan importantes como la prevención y promoción sanitaria sean implementados y obtengan la aceptación y desarrollo adecuado en nuestra sociedad.

Durante el Foro #MUGYPS, además, se ha debatido sobre el caso de la prevención de las úlceras por presión como ejemplo de la importancia de una eficiente gestión de la cronicidad. “Gestionar adecuadamente la cronicidad en todas sus esferas y presentaciones se traduce en una disminución sostenida de la temida dependencia que a menudo acompaña y ensombrece a los procesos crónicos, haciendo más vulnerable la supervivencia y la calidad de vida y sobrecargando indudablemente los sistemas sanitarios, socio-sanitarios y familiares hasta extremos todavía no meritados”, destaca Javier Soldevilla, director del Grupo Nacional para el Estudio y Asesoramiento en Úlceras por Presión y Heridas Crónicas (GNEAUPP). Cada día en España cerca de 100.000 ciudadanos, familias y profesionales, se deben de enfrentar a estas lesiones, las cuales suponen un 5,2% del gasto sanitario total.

 

La formación: prioritaria para gestionar retos sanitarios actuales

Los directivos sanitarios deben ser agentes catalizadores de cambio, recogiendo las demandas de unos pacientes y familiares cada vez más informados y participativos, alineando las estrategias con la evidencia científico-técnica. “Ello nos dirige a un escenario de atención menos hospitalocentrista, con atención en el domicilio, con uso de nuevas tecnologías y una medicina cada vez más individualizada y de precisión. Nuevos retos que requieren nuevos perfiles y abordajes”, explica Carlos Mur.

Por ello, es de vital importancia que los gestores sanitarios posean la formación y conocimientos necesarios para una adecuada gestión sanitaria, concretamente, en la acuciante problemática de la cronicidad tal y como indica Jesús Sanz: “Los gestores sanitarios, como elementos claves de los cambios organizacionales, deben tener y demostrar los conocimientos y habilidades necesarios para dirigir su empresa hacia los mejores resultados. Un perfil adecuado al puesto en cuanto a formación y experiencia, así como una evaluación centrada en objetivos y resultados serán los mejores garantes de unos niveles de profesionalización adecuados entre los directivos sanitarios”. A este respecto, la formación debe planificarse con el objetivo de ampliar sus conocimientos y mejorar sus habilidades de gestión para hacer frente al complejo entorno sanitario actual, “un sector en profunda transformación en el que todos los agentes presentes deben trabajar de manera conjunta para ofrecer soluciones eficaces y eficientes a retos cada vez más exigentes”, concluye Jesús Sanz.

 

Máster Universitario de Gestión y Planificación Sanitaria #MUGYPS

El Máster Universitario de Gestión y Planificación Sanitaria para Directivos de la Salud es un programa formativo dirigido a titulados universitarios y profesionales del sector salud, tanto en el ámbito privado como público, que quieran ampliar sus conocimientos y mejorar sus habilidades de gestión, así como adquirir una visión holística del panorama de la gestión sanitaria.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page